×

#TransMilenioSinColados: ¿cultura ciudadana o medida desesperada?

Publicidad

Por: @MariaMarchita.

“Qué bueno un #TransMilenioSinColados, pero también un TransMilenio digno”, es la opinión de Juan Camilo Suárez, uno de los tantos tuiteros que este 14 de abril decidió levantar su voz de protesta frente a la “Pitatón” convocada a través de redes sociales, que pretende por medio de chiflidos y pitazos someter al escarnio público a aquellos tramposos que deciden arriesgar su vida para hacer uso de este sistema de transporte público (CLIC AQUÍ), y también para dejar en claro que el problema de los articulados rojos en la capital colombiana no se debe única y exclusivamente al mal uso que le dan las personas, sino que se trata de un tema de organización en las rutas y los elevados costos de sus pasajes.

Lo anterior, sin contar el tema de las tarjetas de pago (Cliente Frecuente, Tarjeta Monedero y Tu Llave), que lejos de estar unificado es uno de los tantos factores que genera desorden entre los usuarios; y los vendedores de chicles, maní, lápices, cuadernos, memorias USB, el personaje que se sube a contar chistes, a cantar, a narrar alguna trágica historia (real o no) de su vida, la mujer que se sube a cocinar huevitos para la comida porque “qué pereza llegar a hacer algo a la casa”, el que a falta de radio grita su conversación como si fuera de interés general y, desde luego, el pillo que aprovecha el tumulto de las horas pico para chalequear a la persona de al lado y robarle la billetera, el celular o cualquier objeto de valor.

Publicidad

Así ¿quién no se siente inconforme con el sistema de trasporte de Bogotá? ¿Cómo no convocar una “Chiflatón”, “Pitatón” o como le quieran llamar hoy, mañana o dentro de un mes, para empezar a hacer algo por los ciudadanos que como usted y como yo no tenemos un vehículo particular que nos transporte de la casa al trabajo, o viceversa, y que debemos soportar a diario a los colados en TransMilenio? ¿Por qué mientras algunos aún creemos en la cultura ciudadana que promovió el exalcalde Antanas Mockus entre 1995 y 2003 “para transformar sociedad y ciudad” hay otros que se pasan las normas por la galleta y se disgustan con el vecino si les dice: “hermano eso no se hace”? Es un descaro que ciertas personas crean que está bien hacer fila para colarse en los articulados del TM, pero no para comprar el pasaje en la estación. Y sí, ya me imagino la lista de “justificaciones” a la colombiana: “es que no me alcanza la plata”, “es mi problema, no el suyo”, “el vivo vive del bobo”, “se puede siempre y cuando nadie se dé cuenta”, etc. 

Publicidad

Pero, para ponerle fin a este tipo de problemas o para tratar de encontrar una solución verdadera ¿creen que las redes sociales son ese canal idóneo para hablar de estos temas? Hace unas cuantas horas el HT #TransMilenioSinColados ya ni suena, ni truena en Twitter y todo lo que se puede ver es el resumen de quienes se unieron a apoyar o a hacer bullying, sin embargo, ¿qué medidas se van a tomar? Además de las “puertas anticolados” ¿qué piensa hacer el alcalde de Bogotá? ¿Fue esta una campaña más que quedará en el olvido? 

Nosotros, sin duda, le decimos NO a los colados en TransMilenio, pero también queremos ver de nuevo un plan de cultura ciudadana en Bogotá y una verdadera propuesta de cambio por parte de la Alcaldía con respecto al tema del transporte público, así dejaríamos de ver a diario bochornosas e inaceptables situaciones como estas:

#1. El momento en el que atrapan al presunto ladrón en TransMilenio

Publicidad