×

Lecciones de cine con Clive Owen deste Cartagena

Publicidad

Casi 100 personas se quedaron sin entrar a un abarrotado Teatro Adolfo Mejía ayer en la tarde, donde se iba a realizar el conversatorio del gran rockstar del FICCI, Clive Owen, con la directora de este evento, Mónica Wagenberg. Si bien entre los personajes invitados este actor inglés no es el más influyente o determinante para la cinematografía mundial, como Abbas Kiarostami o John Sayles, Owen reúne el brillo de Hollywood, la fuerza rebelde del cine independiente, la rimbombancia de los filmes de acción o la sutileza de los dramas más crudos. En su carrera ha estado bajo el mando de directores como Spike Lee, Alfonso Cuarón, Robert Rodríguez o Steven Soderbergh, quienes le han sacado provecho de la versatilidad de suta de hombre duro y tosco, que se dio a conocer ante el mundo cuando interpretó a uno de los enemigos de Jason Bourne en "Identidad Desconocida" y que luego se consolidó con sus roles de Rey Arturo y el mítico cirujano viril de "Closer". 

Publicidad

-Ir al ESPECIAL del Ficci 2014

A Cartagena llegó con el propósito de promocionar su más reciente película, "Blood Ties" (ver tráiler): un remake de un thriller policiaco francés dirigido por Guillaume Canet, quien protagonizó la versión original en el 2008. Por supuesto, Owen vuelve a ser el rudo encantador, el chico malo del que todas se enamoran, pero como siempre explora nuevas posibilidades para no encasillarse. Por ejemplo, abandona su clásico acento inglés por el neoyorquino matizado por la jerga setentera. En la charla previa a la película habló de sus inicios, de sus directores preferidos y de la clave para hacer buen cine.

LOS COMIENZOS

"A los 13 años actué en una obra de teatro en mi colegio y ahí supe que eso era lo que quería para mi vida. Vengo de un pueblo pequeño así que sabía que si quería progresar tenía que irme de ahí. Un profesor del colegio me recomendó ir a la Royal Academy of Dramatic Art que era muy cara para mi familia, pero el gobierno de mi ciudad me subsidió. Escogían 17 personas al año luego de presentar un monólogo sobre Shakespeare y otro contemporáneo."

Publicidad

ESCUELA TEATRAL

"Al principio solo me interesaba el teatro, no el cine ni la televisión. La academia de actuación te enseña disciplina, a prepararte con rigurosidad antes de entrar al set, a tener un guión."

SOBRE STEVEN SODERBERGH (DIRECTOR DE UNA DE SUS ÚLTIMAS PELÍCULAS)

"Soderbergh es uno de los cerebros más increíbles, organizados y meticulosos que he conocido. Está encima de todo. No le gusta hacer muchas tomas y eso es muy exigente porque le pone mucha presión positiva al actor. Te obliga a llegar muy preparado. Así también fue Closer, que requirió pocas tomas."

CLOSER

"Closer fue una experiencia muy inusual pues conocí la obra en una etapa muy temprana cuando estaba para estrenarse en teatro. Me gustaba mucho el personaje de Larry pero aún no tenía la edad para hacerlo. Fue un regalo para mí llegar después a la película porque me junté a Julia, Natalie Portman... Fue muy especial porque estuve muy cercano a la historia desde el inicio y a la vez pude sentirlo todo muy nuevo otra vez."

Publicidad

UNA BUENA PELÍCULA

"Una de las cosas mágicas del cine es no saber cuándo tienes una buena película, porque a veces puedes tener un equipo perfecto, actores increíbles, pero todo puede salir mal. Un buen guión es clave, pero un director bueno es muy importante, porque tiene que tomar decisiones cruciales todos los días. Como actor eres un medio del director, no estás en control, eres una herramienta."

SIN CITY

"Una de las sorpresas más agradables que he tenido en el cine fue Sin City, porque durante tres semanas estuve actuando delante de una pantalla verde, así que no tenía idea de la película que estaba haciendo. Ver lo que Robert hizo era increíble, no tanto por sus logros técnicos, sino por lo fiel que fue a la novela gráfica."

ALFONSO CUARÓN

Alfonso Cuarón es uno de los directores más importantes en la actualidad. Además "Children of Men" discute temas muy importantes de manera muy interesante. Sin embargo, un buen director es una persona muy individual que desarrolla una perspectiva muy propia. Ninguno de los realizadores con los que he trabajado es parecido. Es bueno trabajar con directores que han sido actores porque tienen más cuidado con el actor."

Publicidad

VERSATILIDAD

Al principio de mi carrera quería explorar muchos personajes diferentes, explorar muchas cosas de mi personalidad, probar muchos géneros. Cuando miro hacia atrás y veo que las tres últimas películas que he hecho, me doy cuenta que ha sido mezclada."

Publicidad