×

6. Bloque de Búsqueda

Publicidad

En 1996, unos músicos dispares que habían crecido, cada uno por su lado, entre los clásicos del rock, los juglares vallenatos y el jazz, se juntaron para tocar con Carlos Vives y darle forma a un Frankenstein criollo al que los gringos, amantes por definición de los monstruos, llamaron neurotic cumbia o psychotropical funk.

Con una gira de casi cien días por América, el cartapacio de recortes de prensa que trajo el combo liderado por Iván Benavides y Teto Ocampo a su regreso tenía reseñas de The New York Times, Rolling Stone, L.A. Times, Spin y Chicago Tribune.

La conclusión, tomada textualmente de una de estas, sentenciaba: “es hora de inventar una nueva categoría dentro del rock en español para este octeto que mezcla lo complejo y lo provocativo”. Fueron reeditados en 1998 bajo el recortado nombre de “el Bloque” y por el sello del histórico del genial David Byrne, Luaka bop.

El bloque de búsqueda - Hay un daño en el baño

Publicidad